Espárragos con tallarines de zanahoria y orejones

      Siempre he sentido pavor ante la palabra “guarnición”, esa guarnición que durante años nos han hecho tragar a base de guisantes, zanahoria y como mucho alcachofas salidas directamente del congelador insulsas y faltas de sabor, pues a duras penas se han pasado por agua hirviendo, ni siquiera por una sartén con unos…

Tirabeques con alga wakame

Siempre he considerado los guisantes como una piedra en el camino o en el zapato. No sé si por textura o por color desentonante pero es de las pocas cosas que suelo apartar en el plato cual gallineja: de las albóndigas, de la paella y creo que son una de las razones por las que…